Compartir

BRASIL – Una librería evangélica ubicada en Curitiva fue víctima de un robo a mano armada. Según lo informado por el portal local Natelado190, el joven ladrón parecía estar bajo los efectos de las drogas. Finalmente, el hombre inesperadamente decidió pedir disculpas al personal de la librería, por el mal momento que les hizo pasar.

De acuerdo con uno de los responsables del lugar, el personal del comercio pidió al hombre que dejara el crimen y que buscara a Dios. “En ese momento, preguntó por nuestro dinero, hablamos con él para que buscara a Dios y dejara esta vida de crimen. Entonces mi colega le entregó una Biblia y lo abrazó”, dijo Gerson Lima, una de las victimas.

El ladrón, que terminó pidiendo perdón al personal de la librería, fue atrapado por la policía cuando intentaba robar otro edificio cercano. Se conoció que el hombre estuvo en hogares de rehabilitación y que también asistió a la iglesia, pero estaba apartado y había preferido quedarse en la calle.

El arma de fuego que se le encontró al muchacho, no es un revólver verdadero, se trata de una imitación de juguete, que solo usa para provocar temor en sus víctimas. El joven ahora permanece a disposición de la justicia.