Compartir

“Algunas personas sienten que son tocadas por el cielo de una manera física todos los domingos”, dijo Freeman cuando ingresó a la Iglesia Pentecostal Unida Nueva Vida en Albuquerque, Nuevo México.

Freeman se había embarcado en un viaje espiritual documentado en su exitosa serie, The Story of God .

En un episodio titulado “Cielo e infierno”, el actor exploró el fenómeno de hablar en lenguas.

“A mi alrededor la gente ha sido arrastrada por una fuerza invisible, y ahora hablan lo que ellos creen que es el lenguaje del cielo. Puedo ver en sus rostros que están genuinamente en otro lugar”.

Aunque Freeman no participó en la adoración, dice que sentía un poder transformador en la habitación.

“Ahora, sea lo que sea, sintieron ese poder, no son lo mismo, la experiencia los cambia, cómo se ven a sí mismos, cómo se relacionan con los demás, cómo viven sus vidas”, dijo Freeman.

Freeman preguntó a un miembro de la iglesia si entendía lo que decía cuando hablaba en lenguas.

“Cuando dejas que el Espíritu Santo fluya a través de ti, entonces no tienes control sobre ti, es sólo que el Espíritu Santo te habla”, dijo. “No puedo esperar a ir al cielo porque así será en todo momento”.

Freeman llama a la experiencia “poderosa”.

“Fue una experiencia muy poderosa”, dijo. “Podía sentir la energía en ese espacio, gente normal transformada repentinamente por algún poder y luego repentinamente volver a la normalidad, pero los pentecostales creen que están trayendo el cielo a la tierra”.