Compartir
Estudiante Marshall Polston

EE.UU – Un estudiante dice que fue suspendido del Colegio Rollins, por desafiar las afirmaciones anticristianas de su profesor musulmán, incluyendo su afirmación de que la crucifixión de Jesús nunca tuvo lugar.

De acuerdo a lo informado por The college Fix, Marshall Polston, de veinte años, afirma que su profesor de Humanidades dijo a los estudiantes que los discípulos de Jesús no creían que él fuera Dios.

Polston, es un ávido viajero y confeso cristiano, ha recorrido el Oriente Medio y está familiarizado con la cultura musulmana.

“Honestamente, me recordó a algunos de los grupos más radicales que investigué cuando estaba en el extranjero”, dijo Polston al Central Florida Post sobre los comentarios de su profesor sobre Jesús.

“Sea religioso o no, creo que incluso aquellos con conocimiento limitado del cristianismo pueden estar de acuerdo en que según el texto, Jesús fue crucificado y sus seguidores creyeron que era divino … que él era ‘Dios'”, continuó. “Independientemente, afirmar lo contrario como hecho académico no está apoyado por la evidencia”.

Polston, en un mensaje a The College Fix el sábado, dijo que está molesto por haber sido suspendido y ha contratado a un abogado.

Nuestra universidad debería ser un lugar en el que los flashes de la libertad de expresión y las ideas se puedan hablar sin castigo o temor de represalias”, dijo Polston a The College Fix. “En mi caso fue todo lo contrario. … Yo empecé con la historia porque sé que tantos otros estudiantes como yo sufren bajo la élite académica liberal de hoy”.

Polston afirma que la situación comenzó después de que desafió las afirmaciones del profesor Zufari sobre Jesús y sus discípulos. Polston dijo que este desafío llevó a Zufari a presentar una queja con un decano del campus.

Zufari, por su parte, publicó en Facebook a la ACLU de Florida, quejándose de un estudiante sin nombre que “está haciendo mi vida un infierno este semestre”.

Según la carta de suspensión del 24 de marzo, las “acciones de Polston han constituido una amenaza de interrupción dentro de las operaciones del Colegio y ponen en peligro la seguridad y el bienestar de los miembros de la comunidad del Colegio y de ustedes mismos”.

Las alegadas acciones no se especifican en el documento. No obstante, Polston recibió instrucciones estrictas de no pisar el campus o tener algún contacto con Zufari en la carta.