Compartir

El presidente de los Estados Unidos realizó su primer visita al Vaticano, en donde estuvo reunido con el Papa Francisco.

En un primer momento, el ex arzobispo de Buenos Aires de 80 años, parecía verse serio, pero con el correr de los minutos, se lo vio distendido y sonriente, en especial en el momento en que ambos mandatarios hicieron intercambio de regalos.

Fue realmente impactante el regalo que Dònald Trump le hizo, se trata de un presente “evangélico”, una serie de libros escritos por el reconocido pastor estadounidense Martin Luther King, quién desempeño una tarea encomiable en los EE.UU. en favor de los derechos civiles para los afroestadounidenses.

Trump le dijo al líder católico: “Creo que le va a gustar. Eso espero”.

Este primer encuentro entre los mandatarios, se da luego de un cruce entre de ellos cuando Francisco de regreso de su viaje a México, puso en duda la religión que practica Trump, tras su iniciativa de construir un muro en la frontera.

Es conocido que el presidente de los Estados Unidos se identifica con la Iglesia protestante, pues asiste a una congregación presbiteriana. Lo mismo ocurre con su mano derecha, el Vice Mike Pence, quién es un cristiano conservador.